lunes, diciembre 12, 2005

¡Feliz Natal desde Lisboa!

Pues así es, me he ido a pasar el puente de la Inmaculada a Lisboa, con María, su tata Elena, Evita y Rodolfillo, a hacerle una visitilla a Luisa. El viaje un poco paliza, 8 horas desde Madrid, pero mereció la pena. Luisa vive en lo que se llama "Barrio Alto", y no pusieron el nombre por poner..., así que una servidora va a pasarse un par de semanas con las piernas doloridas.
Llegamos el jueves a las 18:30, hora portuguesa, y alli estaba Luisa. Fuimos hasta su casa con las maletitas y, después de cenar tortilla de patata y jamón español, salimos a dar una vueltecilla. Su casa está justo en una de las zonas de marcha, pero un poco apartadilla, con lo que no había mucho ruido. Total, hasta tarde y despues del viaje... el día siguiente hasta las 4 de la tarde en casa, luego salimos pero se nos hizo de noche enseguida. Pero el sábado aprovechamos y vimos un montón de cosas, como podeis ver en las fotos, y por la noche Luisa nos hizo un bacalao... Esa noche también salimos, no sin antes habernos perdido por la tarde, y eso que íbamos con una portuguesa, aunque como dice María, ella es de Faro, no de Lisboa. Así que el último día tocó dormir poco y madrugar mucho. No encontramos los billetes de metro, así que decidimos coger un taxi, sabia decisión si nos ponemos a pesar en los trasbordos y las escaleras del metro cargados de equipaje. Soñando con las butacas del autobús de ida nos encontramos con la cruda realidad del de vuelta, pero el cansancio era tal que hasta Eva durmió. No podía imaginar que me sentiría tan feliz de ver mi camita cuando anoche, a las 1:15 horas por fin me echaba a dormir, aunque al despertarme hoy, lo primero que se ha pasado por mi cabeza ha sido: ¿para cuándo la próxima?

Etiquetas:

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home